En español existen muchas frases hechas o expresiones, que se usan para expresar una idea y cuando estás aprendiendo el idioma es muy útil conocerlas, porque las oirás cuando hables con españoles en el día a día.

En tu curso de español en la escuela aprenderás muchas de estas expresiones. Estas son algunas de las expresiones más conocidas y usadas:

  • “Ahogarse en un vaso de agua”: exagerar un pequeño problema porque crees que es demasiado grande y sin solución y, por ello, te sientes agobiado.

           Ej.: Eres una chica muy negativa, te ahogas en un vaso de agua ante cualquier problemilla.

  • “Echar una mano”: ayudar a alguien.

           Ej.: Si quieres te echo un mano con tus deberes.

  • “Costar un ojo de la cara”: cuando algún producto vale mucho dinero.

           Ej.: Me costó un ojo de la cara este vestido. Ya no tengo más dinero.

  • “Cruzársele los cables a alguien”: volverse loco momentáneamente.

           Ej.: El otro día se me cruzaron  los cables cuando me enfadé. Lo siento.

  • “Dejar plantado” – no acudir a una cita con otra persona.
    Ej.: Estoy muy enfadada. Pablo me ha dejado plantada. He estado esperándolo dos horas y no ha venido.
  • “Hacer la vista gorda”: fingir que no te has enterado de algo.
    Ej.: Todos los alumnos copiaron en el examen,  pero el profesor hizo la vista gorda y los aprobó.
  • “Dar la lata”: enfadar, molestar a alguien.
    Ej.: Este niño es muy travieso, me da mucho la lata en clase.
  • “Estar de mala uva”: estar de mal humor.
    Ej.: Es mejor que no hables con él. Hoy está de mala uva.
  • “¡Qué rollo!”: cuando algo es aburrimiento.
    Ej.: ¡Qué rollo! Ojalá acabe pronto esta reunión.
  • “Llevarse como el perro y el gato”: cuando dos personas se llevan mal entre ellas.
    Ej.: Cuando éramos pequeños yo y mi hermano nos llevábamos como el perro y el gato.